Una revolucionaria botella de vino

Martín Berasategui es un conocido restaurador vasco, creador del revolucionario concepto denominado "Martín Berasategui System", una botella que decanta las impurezas y evita que estas salgan a la hora de servir.

La botella actúa sin necesidad de ningún tipo de mecanismo, y el material es el de siempre y el más adecuado: el vidrio.


Su diseño estructural permite que los posos decantados se mantengan, por simple efecto de la física, en el fondo de la botella. Gracias a este envase no es necesario filtrar el vino en bodega. Este antinatural proceso resta cualidades a los vinos y disminuye la personalidad del viñedo. Con este nuevo envase se logran vinos más naturales, con matices organolépticos del terroir intactos: los posos retenidos en su fondo son naturales testigos de calidad.

A la hora de servir el vino, la forma de agarrar la botella es completamente
natural: por la parte inferior, con un dedo en el fondo y los otros en su baja cintura.


El artesano del vidrio Darío Lorusso, nacido en Argentina, fue el asesor en cuanto al concepto técnico y la morfología de la botella, buscando la practicidad para su elaboración. Realizó la primera botella a la que siguieron otros cincuenta prototipos, que se fueron mejorando y corrigiendo, primero para el diseño artístico, por otro lado para facilitar la producción industrial y por último para conseguir un buen diseño final.

Sin duda se trata de una botella que consigue una perfecta simbiosis entre física, diseño y funcionalidad.

No hay comentarios.: